¿Ya hiciste la lista de tus propósitos de año nuevo? Aún le quedan algunos días al 2019, así que estás a tiempo de definirlos.

Precisamente, en este artículo queremos ayudarte a establecer metas beneficiosas para el corto y mediano plazo que te permitan construir un futuro próspero y prometedor.

Entonces, a continuación hablaremos sobre 3 propósitos de año nuevo que debes plantearse si eres un joven trabajador que anhela mejores oportunidades de desarrollo personal.

¡Sigue leyendo!

1. Estar en constante preparación

Si quieres que 2020 y los siguientes años sean de oportunidades y crecimiento, es importante que comiences a prepararte y que lo hagas de forma constante.

Esto significa que uno de tus propósitos de año nuevo puede ser retomar la carrera universitaria que no culminaste u optar por una nueva alternativa de capacitación profesional.

¿Por qué éste es un buen objetivo? Entre otras cosas, debido a que la formación universitaria garantiza el acceso a mejores salarios.

En promedio, el ingreso de los profesionales en México es de $ 11,529 pesos al mes, de acuerdo a la Encuesta Nacional de Ocupación y Empleo (ENOE) del cuarto trimestre de 2018.

Mientras tanto, la media salarial en la nación, tomando en cuenta tanto a los trabajadores profesionales como a los no especializados, es de $ 6,687.

Además del beneficio económico, contar con una carrera y, mejor aún, con un posgrado, te brindará la posibilidad de desempeñarte en un área que realmente te apasione y empate con tus características, intereses y preferencias.

Esto genera satisfacción, autorrealización y, en general, bienestar durante la vida laboral.

Además, alcanzar un elevado nivel académico hará que tus familiares se sientan aún más orgullosos de ti e incluso fomentará que te conviertas en una inspiración para muchos de ellos.

2. Incorporar hábitos saludables

De nada sirve prepararse y tener acceso a atractivas oportunidades laborales si se tienen problemas de salud y molestias físicas a raíz de excesos y una mala alimentación.

Para prevenir que esto te suceda en el futuro, quizás dentro de una o dos décadas, comienza a incorporar hábitos saludables desde el próximo año.

Aliméntate de forma balanceada y ejercítate para que te sientas bien contigo mismo y no arrastres problemas de salud que limiten tu energía y capacidades.

3. Viajar

Dentro de tus propósitos de año nuevo puedes incluir proyectos que representen aventura y entretenimiento, como viajar.

Esta actividad, además de relajarte y divertirte, te permitirá ampliar tu cultura general y nutrirte de las virtudes, aptitudes y opiniones de ciudadanos de otros países.

También, un extenso viaje puede ayudarte a aprender un segundo idioma y, así, ampliar tus capacidades comunicativas.

¡Muy bien! Estos son 3 de los propósitos de año nuevo que realmente te conviene trazarte y, por supuesto, cumplir.

Si anhelas darle un giro positivo a tu vida en el futuro cercano, ¡tómalos en cuenta!

¿Te resultó de provecho este artículo? Si quieres seguir aprendiendo sobre la importancia de la formación profesional, te invitamos a leer este texto:

11 ventajas de estudiar en la universidad ahora y no postergarlo